Home / ARTE / La lectura es hasta un deber: Isela Vega
Isela Vega

La lectura es hasta un deber: Isela Vega

Isela Vega

Por: Roberto A. Valenciano Capín

La actriz, quien en todo momento se mostró muy amable y sencilla con el público, aseguró que desde hace varios años ha participado en este proyecto, “ya que es un programa muy importante más de lo que es interesante y es muy importante fomentar la lectura. Para mi la lectura es hasta un deber, porque me debo mucho a la cultura, me dedique toda mi vida a leer, lo que mas he leído es teatro aunque me gusta muchísimo la novela, la historia me fascina -y sin hacer dejo de- la filosofía, es algo que te enriquece”.

Al referirse a la lectura no solo como un entretenimiento sino que “te abre una ventana, una puerta o un zaguán, es algo muy importante porque también te invita a la reflexión, Cualquier cosita que leas te va a llevar a confrontarte con una idea y te va hacer pensar y creo que acá arriba en la azotea-señalando la cabeza- tenemos un músculo que también hay que ejercitar, así como lo hacemos con todos los músculos”.

Así como también le es muy importante “porque te va ayudar en la memoria, va enriquecer tu lenguaje, va a hacer muchísimas cosas por ti, porque esa imaginación que tenemos también es muy importante y la lectura te lleva a la imaginación, a echar a volar tu imaginación que es lo mejor que tiene el ser humano porque por ahí puede salir o hasta tal vez pueda escapar de una situación que ni le gusta. mite cumplir con ello, compartir “algo” con el público.

Para así descubrir a través de la palabra escrita el maravilloso mundo de la literatura. Al poner este ejemplo: “Para quieres seguir siendo un pobre pobretón encerrado en un cuadrito, fíjate que esta la lectura es como si viajaras también por tu imaginación, es muy importante que divagues y que le concedas una parte de tu vida. No todo es trabajo como nos han enseñado, no tenemos que ser parte de la cultura del esfuerzo ya porque dijo el amo, no, también somos imaginación y también somos sino gente con creatividad que también tenemos la posibilidad de poder soñar, imaginar te lo da la lectura”.

En cuanto a como se dio su gusto por la lectura comento: ” Fíjate que mi mamá fue maestra rural y una tía de mi mamá que la crió era librepensadora y maestra rural, era muy muy amiga de Plutarco Elías Calles en Sonora, en los pueblitos. Mi mamá siempre tenía libros en la casa y creo que por eso fue el motivo de que junto con mis hermanos crecimos en esta cultura que había libros y que se podían leer y todo esto. Ella como fue maestra nos enseño las primeras letras porque nosotros vivíamos en un rancho. Siempre se me quedo a mi esa espinita de que me gustaba leer , un tiempo ya no lo hice y después volví porque cuando has conocido y tienes idea de la lectura “.

En sus últimos cinco años, a la actriz se le ha visto en las películas Amar, Crónicas chilangas, El infierno, Salvando al soldado Pérez, Los inadaptados y Más allá del muro, quien con una sobria playera esta plasmada esta sugestiva frase: Death for a Salesman (Arthur Miller) en conjunción con su canosa cabellera y eso si, siempre con una sonrisa y siempre atenta tanto a aquel que la abordaba para tomarse la foto o agradecerle su visita a estas tierras soledenses, como parte de su gira dentro del programa nacional que promueve el Instituto Nacional de Bellas Artes: “Leo, Luego, Existo”.

Con un excelente sentido del humor y sencillez, comenzó la lectura del libro El paraíso que fuimos, de la escritora mexicana Rosa Beltrán.

No sin antes guasear un poco con la luz del lugar, al comentar que es una terca al no querer utilizar lentes y recalcar: “No me alumbren a mi sino al libro”, así como hacer referencia que no le gusta leer en la tableta sino leer a carne y hueso” y de esta manera comentar que su libro de cabecera es este libro ancestral de filosofía, I Ching.

Vía ParajeTunero

No olvides seguirnos en Facebook

Comentarios

  1. Esta señora es mi ídolo. Su personaje de doña Lupe en la ley de herodes ja

WP Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com