Home / DENUNCIA / Denuncian complicidad entre Gobierno del Estado y Miguel Maya tras fraude millonario

Denuncian complicidad entre Gobierno del Estado y Miguel Maya tras fraude millonario

Lamentando la falta de acción por parte de las autoridades estatales, el empresario Mario Zulaica denunció por diversos medios la complicidad que existe entre el Gobierno del Estado y la Procuraduría General de Justicia para proteger a Miguel Maya a quien culpa de un fraude millonario cometido hace varios años y por el cual, a pesar de haber presentado las denuncias correspondientes, no ha habido una sola acción concreta ni siquiera para iniciar las investigaciones y el deslinde de responsabilidades.

El presunto afectado, Mario Zulaica, explica que el fraude se originó hace aproximadamente cinco años cuando, confiando en su cuñado, Miguel Maya, le facilitó varios millones de pesos para la realización de un negocio mismo que nunca se llevó a cabo y que, sin embargo, no le fue devuelto el importe. Tras el hecho, procedió a interponer la denuncia correspondiente pero ésta se ha quedado estancada por la relación, dice, que tiene su acusado con funcionarios del Gobierno del Estado entre los que figura el mismo gobernador y el procurador.

En ese sentido, Zulaica explica que la amistad de Miguel Maya con los funcionarios estatales ha sido el principal factor por el que se le ha negado su derecho a la justicia pues, al ser allegado del gobernador, se ha buscado la manera de torcer la ley para evitar que se proceda en su contra. En sus declaraciones, el afectado pone en tela de juicio la honestidad y reputación de Miguel Maya a quien, dice, utiliza sus medios de comunicación para beneficiarse de manera ilegal.

Finalmente, Mario Zulaica responsabiliza a las diferentes autoridades estatales de lo que pueda pasarle a él o a su familia y exhorta a las autoridades competentes a dejar de hacer caso omiso ante esta situación y tomar cartas en el asunto, procediendo conforme marca la ley y sancionarlo por los delitos que se le logren comprobar.

No olvides seguirnos en Facebook