Home / CULTURA / Así se vivió Alegoría al día de muertos del IPBA

Así se vivió Alegoría al día de muertos del IPBA

La Alegoría al Día de Muertos que organizó el Instituto Potosino de Bellas Artes (IPBA) el pasado miércoles 25 de octubre, con el objetivo de mantener vivas las tradiciones mexicanas que existen alrededor de la conmemoración de cada 2 de noviembre, buscó lograr un acercamiento con la sociedad y diversos recintos culturales; entre música, folclor, catrinas y mucha alegría, se llevó a cabo con gran éxito.

Los miembros del IPBA y el público asistente comenzaron a reunirse en el Jardín de San Francisco frente a la Secretaria de Cultura, donde un grupo musical conformado por alumnos de Bellas Artes tocó piezas de la música regional mexicana. Así mismo, comenzaron a reunirse las catrinas; alumnas, maestras y asistentes, que con sus típicos y bien elaborados disfraces comenzaron a tomarse fotos con los presentes, entre los que se pudo presenciar al Secretario de Cultura, Armando Herrera Silva.

A las 17:30 horas, más de trescientas personas ya se hallaban reunidas en el Jardín de San Francisco, punto de encuentro del desfile de catrinas para dar comienzo al recorrido por los altares de muertos que se han montado en diversos recintos culturales del primer cuadro de la ciudad. Al ritmo de la música, se llegó al primer altar situado en el Centro Cultural Julián Carrillo, mismo que conmemoraba al músico potosino oriundo de Ahualulco, S.L.P. Posteriormente, se arribó al monumental altar de muertos en Plaza del Carmen instalado por el Museo Nacional de la Máscara en colaboración con Funerales Hernández, donde se recordaba a personajes del cine western (cine de vaqueros).

Una vez situados en Plaza del Carmen, se visitó las escalinatas del Teatro de la Paz, donde la gente pudo seguir disfrutando de la música y toma de fotografías con las catrinas, y así, dar paso a visitar el Museo del Virreinato, cuyas instalaciones se encontraban adornadas con elementos alusivos al Día de Muertos.

El desfile siguió su rumbo, pasando por la alameda Juan Sarabia hasta llegar al Centro de Difusión Cultural “Raúl Gamboa” del IPBA, donde las personas pudieron apreciar el altar de muertos dedicada al maestro, Julían Carrillo y posteriormente, en el Teatro Marco Antonio Garfias de los Santos, pudo escuchar leyendas, calaveras y seguir apreciando la música tradicional mexicana. Al final de estas actividades se ofreció ponche y pan de muerto a todos los asistentes.

No olvides seguirnos en Facebook