CULTURA

Entrevista a la escritora potosina Fabiola Amaro

Por Juan Carlos González Islas.- Fabiola Amaro es una notable escritora potosina. A sus cuatro décadas de vida, ya le obsequió a los lectores propuestas como: La habitación del polen (2011) y el libro Insectum, Premio Estatal de Poesía Manuel José Othón del Certamen 20 de Noviembre (2011). Su quehacer artístico rebasa la literatura, se fusiona con la música. Dos caminos paralelos entorno al arte.

En entrevista exclusiva para METROPOLI SAN LUIS, con motivo de la reciente presentación de su propuesta Cuentos de Kriptonia, de la editorial Cisnegro lectores de alto riesgo.

Cuentos de Kriptonia fue realizado durante el periodo 2015-2016 con el estímulo del PEDCA.

ARTE, INFANCIA E IMAGINACIÓN: UN SENDERO MAGNIFICO

Según recuerda Fabiola Amaro fue desde la infancia que estuvo cerca del arte. “Desde la infancia me impresionaban mucho los fenómenos que ocurrían en la naturaleza, observar los animales, los insectos, la lluvia, el arcoíris. Me fascinaba.

“Yo escribo desde niña. Yo no sabía que había talleres, las maestras siempre me decían que escribía cosas muy bonitas; yo no sabía bien a que se referían con cosas bonitas, pero me imaginaba que les agradaban”.

Al detallar su gusto por la literatura, recordó: “Yo creo que desde la lectura, lo que lees en tu infancia, te va formando primero como lector y ya después como creador. Tuve acceso a muchas lecturas porque mis padres eran maestros, entonces siempre había muchas lecturas en la casa, en vez de regalarme juguetes, me regalaban libros. Yo creo que desde ahí comienza mi formación como escritora.

“Uno no decide cuando ser poeta, los poetas son muy observadores. Son muy observadores de la vida, de todo aquello que está ocurriendo a través de ellos y de lado de ellos”.

LOS CONCURSOS NO SE PUEDEN DESPRECIAR: FABIOLA AMARO

“Mi intervención en esto de los concursos, ya estaba grande. Siempre ganaba los concursos de la escuela, de las primarias, de escritura, no era de que yo quisiera entrar, sino que los mismos maestros me decían mete tu texto. Que yo dijera quiero ganar esto, Incluso el premio 20 de Noviembre, nunca pensé que fuera a ganar, todo sucedió de manera fortuita , de manera extraordinaria, era mi primer libro que hacía ya de manera profesional, los mismos maestros como cuando era niña me decían que lo metiera”, aseguró Amaro.

Sobre el Certamen 20 de Noviembre, refirió: “De alguna manera, es un premio que no se puede despreciar. Es un certamen de mucha trayectoria, de mucha presencia en San Luis. No sé si te legitima, ante los demás, te mentiría que te dijera que un premio no es bueno. Yo creo que para cualquier persona ese tipo de reconocimientos, viene a ser un parteaguas en su vida literaria en este caso.

MISOGINIA EN LA LITERATURA

A la pregunta expresa, ¿existe misoginia en la literatura?, Fabiola Amaro, respondió: “Yo creo que sí existe un poco de repelencia, a lo que hacemos las mujeres, pero hay mujeres que son muy triunfadoras, que han ganado premios Nobel, en literatura.  Yo creo que en esa parte existen dos partes del tipo de misoginia, para tener mucho reconocimiento, la misoginia es lo que le da reconocimiento de que podemos estar a la par, en cuanto logros y éxitos”.

DE BLOGS Y FERIAS DEL LIBRO

La divulgación del arte es una parte que aún no encuentra eco en la sociedad. Sobre este tema, Amaro, puntualizó: “Por ahí está un blog que me ayudaron a realizar, siempre he tenido esa parte de fortuna, de tener a personas que les gusta lo que hago y de alguna manera quieren que la demás gente lo conozcan, me hicieron un blog, y así comenzó a expresarse mi trabajo en redes sociales. El blog se llama Fabiolaamaropoesia.blogspot.com.

Al abundar del bajo impacto en los lectores a través de las ferias de libros, Fabiola Amaro, comentó: “Yo creo que en todo el país, no en todo el mundo, hay países muy desarrollados, que tienen la costumbres de ir a las ferias del libro muy arraigadas, y que la utilizan tal cual debería de ser, como un centro de exposición de libros, de compras de libros, eso pasa en los países desarrollados, aquí en México no tanto.

“De alguna manera va año tras año, porque si se ve gente en la feria de los libros, si hay muchas personas que esperan la feria de los libros, para ver qué novedades hay, por ejemplo en provincia, no tenemos acceso a tanto libros, como pudiera tener la ciudad de México, Guanajuato, Jalisco, todos esos estados, que tienen Ferias del Libro internacional. Yo creo que sí tienen éxito en San Luis Potosi, pero no tanto como lo tuviera un concierto de un grupo de rock, pero yo creo que las ferias del libro son una buena ventana, para ver todas aquellas novedades en literatura que puedan existir”.

ESTILOS Y MÚSICA INFANTIL: CAMINOS PARALELOS

Sobre las cualidades que la forman como escritora, Fabiola, respondió: “Hay cuatro cualidades del sonido en la música, en este caso yo lo haría una analogía con respecto al timbre. Yo ya tengo un timbre propio, tengo ya un estilo, no sé si sea bueno o sea malo, pero si hay algo que he podido hacer. Yo tengo poco tiempo desarrollándome en la literatura, de manera profesional, con exposición al público, yo creo que lo me distingue, es que tengo mi propio timbre, mi propia voz, habrá a quien le guste, a quien no, así es la diversidad”.

En lo concerniente a su otra pasión artística, puntualizó: “Es la música, mi padre también era músico. Era muy inquieto, entonces yo tengo escuchando música desde que nací. También estudie música, y de alguna u otra manera, dicen que lo que se hereda no se hurta.

“Yo creo que tengo ambas herencias de mis padres, mi madre escribía muy bonito y pinta, no puedo decir que es pintora, y mi padre músico, de alguna manera he tenido la fortuna de tener esos acercamientos con el arte, desde la primera infancia, la música siempre ha estado presente en mi vida.

“Soy maestra de música, voy a cumplir 23 años de ser maestra, también soy comunicóloga, pero la música me llevó, es muy noble, me ha dado muchas satisfacciones al igual que la literatura. Yo creo que ahí se conjugaría mi historia personal, en cuanto acercamientos al arte y en cuanto desarrollo de estas dos artes, la música y la escritura.

“De alguna manera se conjuga en el grupo Pico de gallo y los hijos del patio de mi casa, donde los cuentos son míos, la música también, las canciones también. Yo creo que todos tenemos en la vida, algo en la vida que estamos destinados a hacer. Tenía que conjugarse estas dos formas para yo poderme sentir plena. Yo creo que si tienes una habilidad para hacer algo, y no la utilizas, estarías pecando de soberbio. Tal vez mi habilidad no sea mucha o sea plena, no sé pero lo estoy utilizando para los niños, y veo que si les gusta, se divierten, pero si las dos facetas que tengo tanto en la literatura como en la música, me son bastante agradables”, concluyo Fabiola Amaro.

Facebook Comments

Botón volver arriba
Cerrar
X